Se firmó un convenio para la explotación del Complejo Turístico Boca de la Sierra

Se firmó un convenio para la explotación del Complejo Turístico Boca de la Sierra

Este mediodía en el despacho oficial, el intendente Hernán Bertellys firmó junto a Daniel Arrastúa –representante de la Compañía Procesadora de Carnes del Azul S.A.– el convenio por el cual dicha empresa toma posesión del Complejo Turístico Boca de la Sierra de Azul para su explotación comercial.

En la ocasión, el jefe comunal le entregó además las llaves del espacio ubicado en Ruta Provincial Nº 80 Km 16.5. Cabe recordar que la firma fue la única oferente de la licitación pública correspondiente a la concesión onerosa, de uso, del Complejo. Esta circunstancia requiere que la adjudicación sea ad referéndum del Concejo Deliberante.

Al respecto, Bertellys –quien estuvo acompañado por el jefe de Gabinete Alejandro Vieyra, la subsecretaria de Gobierno Fernanda Ibarra y el subsecretario de Desarrollo Sostenible Gustavo Lorusso– recordó que cuando el Ejecutivo presentó el proyecto al cuerpo legislativo, no hubo quórum para su tratamiento. Sin embargo, indicó que “confiamos en que no habrá inconvenientes en la aprobación que se requiere”.

La empresa está integrada por reconocidos ciudadanos azuleños que harán una fuerte inversión en el lugar y les estamos dando la posibilidad de que ya empiecen a trabajar”-resaltó el Intendente.

El Complejo Turístico

Por su parte, Arrastúa detalló que el proyecto de explotación del lugar contempla la instalación de un resto-bar y un maxikiosco. Además, el desarrollo de diferentes actividades durante el año, para las cuales se coordinará con las áreas municipales de Turismo, Cultura y Deportes.

En este marco, en principio deberán realizarse una serie de transformaciones del espacio que incluyen parquización, arreglo de los juegos infantiles, restauración del edificio, iluminación y mejoras en la obra El Malón de Carlos Regazzoni. Todos estos trabajos demandarán una inversión de aproximadamente tres millones y medio de pesos.

En este sentido, el empresario señaló que la obra requerirá un plazo de ejecución de entre 60 y 90 días, por lo que pidió disculpas a los usuarios del Parador por las molestias que el avance de las acciones pueda ir generando en ese tiempo.

Más adelante, agradeció al Ejecutivo por el apoyo para que el emprendimiento pudiera hacerse posible; especialmente, luego de que en el Deliberante no se tratara el proyecto para la aprobación de la adjudicación.

Por último, Lorusso señaló que la comuna brindará todo el apoyo necesario a los empresarios inversores a través de asesoramiento, presencia, mantenimiento y posicionamiento turístico.