Crisis hídrica: Por mejorar y por hacer

RECORRIDA POR LA MANTEQUERÍA, SIEMPRE AMIGOS Y RUTAS 3 Y 226

EL TIEMPO, |24 de septiembre de 2014 a las 18:34 pm

Portal Chillar |25 de septiembre de 2014 |09:45

 

Crisis hídrica: Por mejorar y por hacer

 

 

24092014_infografia_Cañadon

 

En la última crecida, más allá de la persistente angustia que genera la crecida del arroyo, hubo una situación que causó igual o mayor alerta: el ingreso de agua de lluvia por las avenidas Urioste y Piazza. Durante un periplo realizado el pasado viernes se comprobó el normal funcionamiento del Cañadón de Gutiérrez. Surge necesario el análisis de una obra que se estaría necesitando para el transporte del líquido entre el camino Siempre Amigos y la Ruta 3. 

Buena parte de la preocupación que generó la última crecida en Azul no estuvo dada sólo por el incremento del nivel del arroyo sino por el ingreso de líquido al casco urbano por las avenidas Urioste y Piazza a través de los préstamos de la Ruta 3, con el transporte de agua procedente de la ruta 226 y el camino La Mantequería.

EL TIEMPO realizó un recorrido que nació en el ingreso a La Mantequería por R3 y finalizó en el mismo punto, previo ingreso a la R226 y paso por el camino Siempre Amigos y algunos cruces del Cañadón de Gutiérrez, que trae una de las tres partes de agua que nacen en inmediaciones de la Boca de las Sierras (los otros dos conductos naturales son los arroyos Videla y Santa Catalina).

Como consecuencia del periplo, realizado en las primeras horas de la tarde del viernes de la semana pasada y con la única finalidad de intentar hacer un aporte que beneficie a la población en su conjunto, se pudieron sacar a priori cuatro conclusiones:

1 – Parte del agua que llega a la Ruta 3 por los préstamos de La Mantequería, siguiendo un declive natural del terreno, debería estar escurriendo por los 4 canales paralelos a la carretera nacional que luego de la inundación de 2002 fueron construidos para conducir el líquido hacia aguas arriba del arroyo. Esos mismos canales no gozan de la limpieza que, eventualmente, deberían tener; de hecho, se observó agua prácticamente estancada y las alcantarillas cubiertas por vegetación. En tanto que es elocuente lo bajo del nivel del camino respecto de los campos, siendo evidente que unos pocos milímetros alcanzan para dejar el trazado intransitable. Todo esto derivaría en la llegada de importantes masas de agua al sector donde se sitúa la planta de envasado de gas, así como a la Avenida Urioste y zona de quintas aledaña. También se observó agua en préstamos y el canal que ingresa al Barrio CAVA por la calle Comodoro Py. En este punto, el director de Hidráulica Municipal afirmó que el sistema de compuertas funciona, siendo la apertura regulada para evitar el ingreso de caudales que puedan generar anegamiento en zonas pobladas. Cabe señalar que, a la altura del Barrio CAVA, el agua escurre por un entubado subterráneo. Hay quienes consideran que sería apropiado vaciar el canal que ingresa al Barrio CAVA previendo –como sucedió el lunes y ayer- nuevas precipitaciones. Volviendo a La Mantequería, el tendido férreo perpendicular a la R3 parece ser, además de “vía muerta” con las imágenes que así lo certifican, un estorbo para evitar que el agua llegue al sector de la planta de gas envasado.

2 – Sería adecuado el funcionamiento del Cañadón de Gutiérrez en los términos de lo que fue proyectado, más allá que se pueda analizar su ensanche para incrementar los metros cúbicos que transporta en la actualidad. Al menos en el trayecto recorrido, no se observan desbordes ni una falta de higiene llamativa rumbo a la zona de Shaw. Teniendo en cuenta las lomas y pendientes existentes en la R226, entre Ruta 80 y el camino Siempre Amigos, no hay rastros de desbordes del Cañadón hacia la rotonda de la R3.

3 – Podría analizarse el encausamiento del agua que se acumula en los préstamos de la Ruta 226 –a uno y otro lado del trazado- y que forma lagunas en los campos, a través de un canal que se construya paralelo a la R3 para cumplir una función similar a la de aquellos cuatro, entre el camino a Siempre Amigos y la rotonda de las rutas 3 y 226. Sería apropiado considerar el proyecto presentado por los vecinos Héctor Marsiglia y Mario Layús en ese sentido.

4 – Surge necesario que el Estado (municipal, provincial o nacional) realicen las obras hídricas que crean convenientes a fin de evitar los anegamientos que los azuleños padecen desde hace casi 35 años. Esto permitiría, además, poner límite al estado de anarquía que se da cuando productores entendiblemente desesperados por sacar el agua de sus campos, construyen desagotes a su antojo que enturbian cualquier plan hídrico que se pretenda encarar.

Como quiera que sea, el debate sigue abierto y mal no estaría que el drama que la comunidad de Azul padece desde hace tantos años por los constantes desbordes hídricos, encuentren una pronta solución. Podés opinar ingresando en www.diarioeltiempo.com.ar o en el Facebook de EL TIEMPO.

Respuestas a los interrogantes

“Hay cosas que las tenemos que limpiar y otras que no las tenemos que limpiar para no acelerar el agua que entra a la ciudad. Hemos limpiado un poco en el préstamo del camino La Mantequería; si limpiamos absolutamente todo, nos entra una ola”, ilustró el director de Hidráulica del Municipio, ingeniero Héctor Comparato. Consultado por este diario respecto del estado de los cuatro canales paralelos a la R3, sostuvo que “los primeros dos canales los tenemos casi listos y a los otros dos los tenemos que limpiar; estamos en eso, pero con poco equipamiento”.

El funcionario ratificó que la idea del Municipio es reactivar el funcionamiento de esos conductos para evitar nuevos acumulados en el sector de la planta de gas y confió que, en esa cuestión puntual, el terraplén del tendido ferroviario juega más en contra que a favor.

“Hemos hecho mediciones con permiso de los dueños de los campos para encausar el agua hacia el canal que se encuentra a la altura del camino Las Tropas para evitar que, siguiendo el desnivel natural, el agua llegue por el préstamo de La Mantequería hasta la planta de gas y siga hacia los barrios CAVA y Villa Araya por el canal Comodoro Py”, precisó.

También se consultó a Comparato acerca del funcionamiento de la compuerta situada en R3 y La Mantequería. “Esa compuerta tiene tres pequeñas compuertas, de las cuales una está cerrada y las otras dos semiabiertas para regular el ingreso a Comodoro Py”, señaló y recordó que “años atrás fue motivo de discusión el manejo que se hacía de esas compuertas”.

Acerca de la existencia de eventuales canales o desagotes clandestinos que se observan desde las rutas 226 y también de la 3, el director de Hidráulica confirmó que el conducto que sale del establecimiento “La suerte 194”, ubicado cerca de la rotonda de las citadas carreteras, “está legalmente autorizado” y que no tiene conocimiento de otros conductos ilegales, más allá del que la misma comuna informó semanas atrás, con el inicio de un expediente que fue girado al área de Hidráulica provincial.

[booking_pluginbox id=»2475″]