Archivo de la etiqueta: indio solari

Recital del Indio Solari en Olavarría: hay tres imputados por el delito de “estrago”

Brico Block bannerLO CONFIRMARON A EL TIEMPO FUENTES JUDICIALES

Recital del Indio Solari en Olavarría: hay tres imputados por el delito de “estrago”

El expediente judicial que se continúa instruyendo desde una fiscalía local. Por el trágico recital en Olavarría del Indio Solari, esa causa tiene ahora tres imputados.

El intendente de Olavarría Ezequiel Galli, flanqueado por los hermanos Matías y Marcos Peuscovich, los organizadores del fatídico concierto. También fue procesado el abogado apoderado de la empresa que estuvo a cargo de montar el show. Se llama Gustavo Zurita.Los hermanos Matías y Marcos Peuscovich y un abogado llamado Gustavo Zurita son los acusados. Los responsables y el apoderado de la empresa que organizara el show en el predio “La Colmena” que se hizo el 11 de marzo del año pasado, recital donde murieron dos espectadores y hubo cientos de heridos, deberán presentarse a indagatoria en una fiscalía con sede en Azul el próximo 1 de marzo. A pesar de las penas que contempla el delito que les atribuye, el fiscal a cargo de la instrucción de la causa no solicitó por ahora las detenciones de los encausados.

Por Fabián Sotes De la Redacción de EL TIEMPO – fsotes@diarioeltiempo.com.ar

Diez días antes a que se cumpla el primer año del último recital de Carlos “Indio” Solari en Olavarría, concierto donde murieron dos personas y hubo cientos de heridos, los tres máximos responsables de la empresa organizadora del show tendrán que presentarse en sede judicial en Azul para ser indagados por los delitos que ahora se les imputa en carácter de coautores.

Así fue confirmado a EL TIEMPO desde la Fiscalía que interviene en esta causa penal iniciada el 11 de marzo de 2017, cuando el predio “La Colmena” de la vecina ciudad, con capacidad para unos 156.000 espectadores, se vio completamente desbordado y todo terminó en tragedia.

Dos de los asistentes al show del ex líder de Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota murieron asfixiados, en medio de avalanchas de otros espectadores que los aplastaron, situación que había obligado a Solari a interrumpir el concierto en un par de ocasiones. Se llamaban Javier León, que tenía 42 años; y Juan Francisco Bulacio, de 36.

Pero además de esos decesos, hubo cientos de personas heridas de diferente consideración en el marco de un recital que se volvió caótico desde un principio. Fundamentalmente, partiendo de una capacidad que se vio completamente desbordada por la cantidad de asistentes al concierto.

La causa penal que desde la Unidad Funcional de Investigaciones Especiales con sede en esta ciudad están llevando adelante el fiscal David Carballo y su equipo de instructores tendrá el próximo jueves 1 de marzo uno de sus puntos de inflexión.

Ese día deberán comparecer en Azul los tres hombres que ahora son considerados desde la Acusación como los coautores a título penal del desastre en el que se convirtió aquel recital, concierto donde el costado más trágico de todo aquello que pasó estuvo reflejado en esas muertes ya mencionadas de dos de los fans del Indio.

Para procesar a los tres imputados que tiene esta causa penal el fiscal Carballo consideró que se está en presencia de un “estrago”. Y de acuerdo a lo que voceros allegados a la instrucción del sumario dijeron a este diario, ese siniestro, en este caso en particular, estuvo asociado a la cantidad de gente que desbordó las instalaciones del predio de “La Colmena”, el lugar elegido para que Solari y sus Fundamentalistas brindaran aquel show durante la noche del sábado 11 de marzo del año que pasó.

Los acusados

Después de todo lo que se dijo a nivel mediático, en donde se especulaba y hasta llegó a asegurarse que las responsabilidades penales por lo sucedido aquella noche podían alcanzar inclusive al propio Carlos Solari y al intendente de Olavarría Ezequiel Galli, la instrucción finalmente sólo señala por lo ocurrido a dos hermanos y a un abogado que tuvieron a su cargo la organización del concierto.

Los nombres de los dos primeros imputados son a esta altura ya conocidos. Desde un principio, cuando fueron notificados de la formación de la causa luego de un allanamiento a la productora de eventos de la que son los dueños y tiene sede en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, se especuló que iban a quedar procesados. Se trata de los hermanos tandilenses Matías Iván y Marcos Estanislao Peuscovich.

Pero en los procesamientos dispuestos a fines de diciembre pasado, en la previa a la feria judicial de verano y que ahora han sido informados oficialmente desde la Fiscalía que interviene en esta causa penal, hay considerado un tercer coautor en ese delito de “estrago” ya referido.

Se trata de un abogado que es apoderado de la empresa organizadora del recital y que también, según fuentes judiciales consignaron a EL TIEMPO, “formaba parte de la organización” de aquel fatídico concierto.

Se llama Gustavo Eduardo Zurita, tiene 59 años y figura con actual domicilio en La Plata, mismo lugar donde residen los hermanos que también están procesados.

Los tres deberán comparecer a indagatoria en Azul durante el primer día del mes entrante.

Una imputación principal y otra “alternativa”

Ese delito de “estrago” que les imputan a los tres organizadores del recital del Indio en Olavarría tiene especiales características.

Si bien el fiscal Carballo, con los elementos de prueba reunidos hasta ahora en la causa, está convencido de que son coautores de un estrago con dolo eventual agravado por haber causado la muerte de dos personas y por haber puesto en peligro de muerte a otra, amparado en las facultades que otorga el Código Procesal Penal el funcionario judicial resolvió imputarles “alternativamente” otro delito: estrago culposo agravado por haber causado la muerte de dos personas y por haber puesto en peligro de muerte a otra, en concurso ideal con homicidio culposo.

Según lo explicado, esa acusación alternativa ha sido planteada para el supuesto de que en el futuro juicio que por el caso se haga los jueces que intervengan “interpreten que lo sucedido no encuadre en el primero de los delitos mencionados”.

Hay una diferencia sustancial también en cuanto a los montos de las penas que contemplan ambas calificaciones penales.

Mientras que para la primera de las figuras mencionadas van desde los ocho a los veinte años de prisión; en la segunda de las calificaciones esas escalas son ostensiblemente inferiores: de dos a cinco años de cárcel.

Más allá de ese convencimiento que existe por parte de la Fiscalía de que lo sucedido se encuadra en el primero de los delitos ya referidos, los procesamientos no implicaron que también se ordenaran las detenciones de los tres imputados que ahora tiene esta causa penal.

Según voceros judiciales, las solicitudes de esas medidas cautelares por el momento “no son necesarias”, teniendo en cuenta que hasta ahora se ha comprobado que los imputados -que ya están notificados de las acusaciones que les hacen- han estado “ajustados a Derecho” y colaborando, a través de sus representantes legales, en ese proceso penal que sigue siendo materia de instrucción.

“Los abogados de los productores fueron notificados de todas las diligencias que hicimos. Hay una participación activa de ellos y vemos que en este momento no era necesaria una medida de este tipo antes de que tomemos las indagatorias. Después de eso se resolverá cómo seguimos”, se indicó en ese sentido.

“Hay una línea muy fina que separa a ambos delitos”, dijeron también desde la instrucción al ser consultados sobre la diferencia que ambos ilícitos conllevan.

Para el caso de la imputación principal, el “estrago con dolo eventual” habla de que “los organizadores del show debieron representarse la posibilidad de que el hecho delictuoso ocurriera-ante ese desborde de público que hubo aquella noche- y que, no obstante ello, siguieron adelante con la realización del concierto”.

Mientras tanto, la acusación alternativa quiere decir, en palabras de los instructores, “que hubo negligencia por parte de los productores en la organización del show”.

Un dato fundamental

Cuando se supo que el Indio Solari iba a llegar a Olavarría para el recital, comenzó a mencionarse que “La Colmena”, el predio elegido para el show, tenía capacidad para algo más de 150.000 espectadores. Después de que todo pasó, ese aforo fue “estirado” a 200.000 mil personas.

A esta altura, en la Investigación Penal Preparatoria no caben dudas de que el lugar se desbordó y que esa gran masa de asistentes al show -en un espacio que,  quedó demostrado, no era el adecuado para recibir a uno de los artistas populares más convocantes del país- terminó convirtiéndose en la causa principal de lo que a escala penal es considerado este “estrago”.

“La elección del lugar la hicieron los productores”, confiaron ahora desde la Fiscalía. De ahí que los responsabilicen a título penal por todo aquello que terminó pasando.

Además de lesiones y dos muertes entre las personas que asistieron al show aquella noche, hubo destrozos que alcanzaron a diferentes bienes.

Cabe recordarse que cuando los espectadores se retiraban del lugar, “durante la desconcentración hubo daños que también están contemplados en esa figura del estrago. En este caso -explicó a EL TIEMPO uno de los voceros judiciales- producidos específicamente por una gran masa humana que ingresó discriminadamente al predio, al no contemplarse por parte de la organización que esas personas estuvieran en condiciones dignas para presenciar ese recital”.

“El estrago, en este caso particular, tuvo como medio a las avalanchas y a esa gran concentración de gente que excedió el lugar elegido por los organizadores responsables del show. Una masa incontrolable de personas que se caían unas encima de otras, que se pisoteaban”, se indicó también al respecto.

SADAIC, la organización que nuclea a todos los autores y compositores argentinos de música, constató -según se menciona en la causa- que para el recital se habían vendido 196.000 tickets.

Pero para tratar de ser más precisos con relación a la cantidad de personas que fueron al show, se solicitaron desde la instrucción dos pericias. Una, a la Unidad de Criminalística de Alta Complejidad de la Policía Federal Argentina. La otra, al Instituto Tecnológico de Buenos Aires.

Los guarismos que arrojaron ambos estudios fueron superiores. Según el informe de la Policía Federal, “que tiene un margen de error de un cinco por ciento”, en “La Colmena” hubo aquella noche 243.498 personas.

El del ITBA, que intervino a través de gestiones realizadas desde la Procuración General bonaerense, señala que fueron 225.000 personas a ese concierto que se anunciaba como el último del Indio Solari.

Susana Alonso había sido la fiscal que en principio comenzó a instruir esta causa penal. Al día siguiente del show, había ido con su cuerpo de instructores judiciales al hotel donde estaba alojado Carlos Solari en Olavarría para tomarle una declaración testimonial.

Hoy, esa causa penal tiene diecinueve cuerpos y tres anexos a través de los cuales se han volcado ya más de cien declaraciones testimoniales.

El fiscal David Carballo continúa con la instrucción que comenzó a llevar a cabo en abril del año pasado, diez días después a que se convirtiera en el titular de la Unidad Funcional de Investigaciones Especiales con sede en la casona de la calle Colón de esta ciudad.

Parafraseando al propio cantante cuanto interpreta “Ji ji ji” y se desata lo que han dado en llamar “el pogo más grande del mundo”, lo concreto fue que en Olavarría aquella noche de cristal se hizo añicos. Y ahora, al menos a escala penal, como responsables de todo eso que sucedió hay tres personas: los organizadores de un show que terminó de la peor manera, con dos muertos y cientos de heridos.

Un ritual donde el dolor prevaleció por encima de todo.

El dato

Según se estima, no falta mucho para el cierre de esa Investigación Penal Preparatoria, lo que implicará la posterior requisitoria de elevación a juicio del expediente donde ahora hay tres imputados.

YO ESTUVE AHÍ 

“Risas en el taller del Diablo, trampas para tu soñar”. Estuve en ese recital esa noche (afirmación que no pretende arrogancia alguna) y todavía, a casi un año, el recuerdo es triste y la reconstrucción de sensaciones, rancia.

Una noche doliente. Escribir ahora, no obstante el convite gentil de mi compañero, me retrotrae fundamentalmente a las horas posteriores al show en “La Colmena”, cuando los oscuros rumores laceraban la credulidad y opacaban la ebullición de pasiones que provocaron esa colección de canciones. Llevo visto casi el total de recitales de Indio y Los Fundamentalistas y por un montón de razones -salvo las emocionales-, esa noche en Olavarría era una más. Ahora sabemos que no es así.

Escudriñar ligeramente responsabilidades (incluso de las personas fallecidas) me igualaría a los vampiros que olfatearon la hemoglobina de la venganza personal con Indio, a la irresponsabilidad informativa mediática (incluso la de este diario) y, en términos más generales, a los abanderados de la moralina que siempre tienen razón y que nunca deben demostrar nada. Los responsables que busquen a los responsables.

La llegada de Solari a Olavarría tuvo mucho de profecía autocumplida: “Dicen que es el último”, clamaba el reguero de rumores a priori. Ahora parece que es así.

Silvio Randazzo

Interpelación al Intendente Galli

“www.chillar.com.ar” – Premio Caduceo 2016 < – > Arbol de la Vida*

Interpelación al Intendente Galli por el Recital del Indio

Galli: “Las predicciones se quedaron cortas y las medidas no alcanzaron”

Durante 5 horas y media, desde las 20.30 del lunes hasta las 2 de la madrugada del martes, en el Salón Rivadavia se llevó adelante la interpelación al intendente Ezequiel Galli sobre las consecuencias del recital del Indio Solari el sábado 11 de marzo en La Colmena de Olavarría.

El Popular, 27.03 | Política

Detrás de los concejales, funcionarios municipales y muchos vecinos se encuentran en la interpelación del Intendente Municipal, tras el fatídico show del Indio Solari.

 Foto Carlos Ramírez

Durante 5 horas y media, desde las 20.30 del lunes hasta las 2 de la madrugada del martes, en el Salón Rivadavia se llevó adelante la interpelación al intendente Ezequiel Galli sobre las consecuencias del recital del Indio Solari el sábado 11 de marzo en La Colmena de Olavarría.

Ya media hora antes de que iniciara la interpelación, se pudo ver en el recinto a varios funcionarios municipales, sentados en las primeras filas, y luego a vecinos y la comunidad en general. Se vio también en el lugar al ex jefe de Gabinete, Jorge Larreche.

Tras la presentación del presidente del Honorable Concejo Deliberante, Eduardo Rodríguez, el jefe comunal tomó la palabra para destinar una serie de declaraciones a la comunidad, iniciando con un saludo de pésame a los familiares de las víctimas.

Una de las primeras preguntas refería a cuál era el “interés público” del show, sobre lo que Galli planteó que era “producir un evento cultural de magnitud en nuestra ciudad, lo que le daría crecimiento social, económico y turístico para Olavarría”.

“Independientemente de las características que este evento cultural representaba, era una herramienta importante para los vecinos que iba a traer ingresos que no se conseguirían de otro modo. Estábamos de acuerdo con los objetivos generables, las cosas no se dieron como se esperaba”.

Más adelante indicó que la póliza de seguro la contrató la productora En Vivo S. A., y cuenta como coasegurados a la Municipalidad de Olavarría y la Cooperativa Agraria.

En cuanto a las inspecciones en el predio, llevadas adelante por Bomberos de Azul, dijo que se realizaron 24 horas antes del show y “no se encontró ninguna anomalía, por eso no se clausuró el evento”.

En varias oportunidades el jefe comunal refirió en su interpelación que “se esperaba que la concurrencia fuera en base a la expectativa de los productores”, que referían que llegarían unas 150 mil personas, en un predio habilitado para 155 mil.

Sobre los encargados de la seguridad en los días anteriores al recital, durante el recital y días posteriores, el jefe comunal refirió que estuvieron a cargo de la Jefatura Distrital, a cargo del comisario inspector Mario Busto, y el subsecretario de Seguridad Municipal, Eduardo Simon.

Busto fue vuelto a nombrar cuando se planteó sobre un informe firmado por el Jefe Distrital que refería que fueron afectados 159 efectivos, preguntando si era suficiente ese personal. A esto, el Intendente planteó: “A la vista de lo que ocurrió claramente no, pero no está dentro de mi competencia”.

Otro tema abordado fue el control del ingreso de drogas a la ciudad en los días previos y durante el recital, sobre lo que el jefe comunal planteó que dependieron de la Policía Federal y de la Policía Bonaerense.

El traslado en camiones

Una pregunta sobre una polémica situación fue respecto al traslado de personas en camiones para sacarlas de la ciudad, en la jornada posterior al show del Indio Solari. Sobre esto, Galli dijo: “Esa foto no es la foto que hubiera esperado. En la situación extrema que se vivía en la Terminal se tomó una decisión difícil”.

Manifestó a la par que “quedaron varadas 6 mil personas, de ellas alrededor de 200 estaban causando problemas. Se decidió privilegiar la protección de la vida y se dio la salida de la manera más expeditiva posible”. Nombró así a quienes condujeron los camiones, entre los que estaba el subsecretario de Seguridad Municipal, Eduardo Simon.

Para Galli la salida en camiones era para “disminuir las acciones de violencia, resultaba muy difícil su contención, actitudes violentas amenazaban con extenderse al resto de las personas sin transporte. Debíamos privilegiar la vida y la propiedad”.

En este marco, el intendente citó el anexo 1 del Comité de Operaciones de Emergencias, que por el riesgo por concentración urbana habilita a una respuesta de emergencia para priorizar “la vida sobre los bienes afectados”.

Según el propio Intendente, fueron trasladados “hasta una estación de servicio de Ruta 3 en el partido de Azul, y se coordinó con el Ministerio de Desarrollo Social de la Provincia de Buenos Aires. Ahí subieron a colectivos que los llevaron a Capital, custodiados por personal de Seguridad Vial y la policía”.

Se consultó además sobre las “previsiones” para el traslado de personas, sobre lo que refirió que las mismas se basaron en el show de Tandil del año pasado, “donde hubo personas varadas”.

Galli explicó que se había coordinado antes la llegada de 11 colectivos y 110 pasajes cedidos en forma gratuita por las empresas de transporte con destino libre y de acuerdo a la demanda.

Otro tema recurrente fue el control de vías de evacuación y escape internos del evento, cuyos responsables, en palabras del Intendente, fueron la Productora, la Subsecretaría de Seguridad y la Dirección Defensa Civil.

En cuanto a la verificación de los corredores de seguridad para ambulancias y bomberos, el responsable fue el director de Defensa Civil, Adrián Guevara.

Sobre los baños químicos, el Intendente planteó que el Municipio no contrató ninguna empresa, y se colocaron 20 baños químicos “cerca de los puestos provisto gratuitamente por la empresa Malvinas”.

La cantidad de espectadores

No hubo certezas sobre el total de espectadores: “No es posible determinar la cantidad de personas que efectivamente fueron al espectáculo. La determinación del número total del espectadores deberá ser develada por la Justicia”, dijo Ezequiel Galli.

Asimismo, se le preguntó sobre la estimación que circuló en los medios del ex Jefe de Gabinete, Jorge Larreche, sobre la posibilidad de que llegaran 350 mil personas. Respondió a esto que “ni el ex Jefe de Gabinete ni ningún funcionario creyó que iba a venir tanta gente, sino se hubieran tomando otros recaudos”.

“Días antes al show, las personas con más experiencia, como los propios organizadores y la policía, establecieron que la cantidad de personas que podrían llegar al evento podría ser de 150 mil personas. Los productores desestimaron las especulación de cifras superiores”.

Cuando se le consultó porque no se clausuró el lugar cuando se vio que se había excedido el factor ocupacional, respondió: “¿Se imaginan ustedes lo que hubiera ocurrido si cancelábamos el recital en ese momento? Lo que pasó fue una tragedia, de haber procedido de la manera que esta pregunte difiere estaríamos hablando de una catástrofe”.

Asimismo, planteó que “ejercer el debido deber de policía hubiera significado suspender el recital y no era una opción valida en esos momentos”. En este marco aseguró que el control del acceso dependía de la Productora.

Se preguntó también en cuanto a la cantidad de gente del predio sobre si no se previó un plan de emergencias para un mayor número de concurrentes. Al respecto, Galli dijo que no, “porque los cálculos se basaron en la habilitación y en la experiencia de la productora y demás participantes de la organización. Hubieron manifestaciones coincidentes que se esperaban 150 mil personas, el plan de emergencias preveía a un mayor numero de concurrentes. Las predicciones se quedaron cortas por miles de personas y las medidas no alcanzaron”.

Así, el Intendente planteó que “el personal contratado por la Productora dejó en un momento de controlar que cada asistente tuviera su entrada. No sabemos por qué dejaron de controlar la entrada y permitir el acceso a más gente sin controlar”.

Inversiones y ganancias

El intendente Ezequiel Galli manifestó que la productora En Vivo S.A. pagó por Derecho de Espectáculos al Municipio 3.200.000 pesos el 21 de marzo. Este valor nació de la liquidación por la venta de 200 mil entradas, a un valor de 800 pesos por entrada.

Asimismo, los ingresos totales fueron de $ 3.895.684,70, desglosados, además del pago por Derecho de Espectáculos, en $ 536.000 por stands, $ 129.400 por el camping en La Máxima, $ 25.500 por el camping en Base Bonino y $ 4.784,70 por el Servicio Asistencial.

En cuanto a los recursos invertidos, que son estimativos porque las horas extra serán liquidadas con el sueldo de marzo, el jefe comunal dijo que fue, en total, de 2.748.587,82 pesos.

Al desglosarlo, indicó que para Salud fueron $ 387.106,82, para Transporte $ 247.170,25, para Seguridad $ 608.269,55, para el Acondicionamiento del predio $ 192.403,45 y para la Limpieza de la Ciudad $ 1.313.637,64.

Patrimonio y autocríticas

En una de las últimas preguntas se le cuestionó al intendente si estaba “dispuesto a responder con su patrimonio personal ante eventuales juicios a la Municipalidad de Olavarría”. Al respecto, Galli precisó: “la legislación determina cuáles son las responsabilidades de los funcionarios públicos y a ella me remito. Estimo que ni la municipalidad de Olavarría ni sus funcionarios han incurrido en conductas que deriven en una responsabilidad patrimonial para el Municipio”.

En el cierre, antes de las repreguntas de los concejales, Galli respondió la última pregunta con lo que denominó una autocrítica. “El primero de los errores fue haber confiado en el expertise de gente que desde hacía más de una década venía realizando recitales y se jactaba de haber realizado eventos masivos exitosos. El segundo de los errores fue que en las primeras horas después del recital cuando salí a hablar para dar la cara ante una situación de urgencia había mucha información que todavía no era precisa; en caso de haber esperado más tiempo podría haber llevado más certezas con mis declaraciones pero como padre me puse en el lugar de todas las familias que desconocían el paradero de sus hijos y decidí hablar”.

El jefe comunal planteó que “lo que paso el 11 de marzo fue un hecho lamentable del que todos tenemos que aprender. No quiero dejar pasar la oportunidad para decirles que somos muchos más que esto y más allá de lo que se haya visto en los medios sabemos qué es lo que pasó”.

capsulas-pc


anunciate01_PCh

Nuestros Sponsors

Chillar Maderas-BricoWood

Moringa Oleifera

CEAL

CLAPo

BricoWoodCuadros

Concejo Deliberante de Azul

102.7 FM Radio Ilusiones
Clasificados Chillar

El Indio “es un ídolo de cartón para mí”

“www.chillar.com.ar” – Premio Caduceo 2016 < – > Arbol de la Vida

Productor de Eventos artísticos de Olavarría, salió con los tapones de punta.

El Indio “es un ídolo de cartón para mí”

La expresión surgió de César Saldain, quien fue consultado por EL TIEMPO acerca del triste saldo que tuvo la presentación del ex líder de Patricio Rey y Los Redonditos de Ricota en la vecina ciudad. El entrevistado, que presenció el show aunque se retiró tempranamente, fue muy crítico también con la productora y el intendente Ezequiel Galli. “El Municipio estuvo demasiado mal para un acontecimiento monstruoso, diferente”, afirmó. 

Pie de foto: Aunque en distintas etapas, dos aristas del descontrol que sobrevino después. Una casa-despensa y una criatura, en su mundo, participando de “la previa”. FOTOS NACHO CORREA
Pie de foto: Aunque en distintas etapas, dos aristas del descontrol que sobrevino después. Una casa-despensa y una criatura, en su mundo, participando de “la previa”. FOTOS NACHO CORREA

EL TIEMPO | Publicado el: Marzo 15, 2017

En Olavarría no hay una evaluación uniforme acerca del resultado que dejó la presencia del Indio Solari. Al margen del lamentable saldo de víctimas fatales y heridos, no a todos les fue mal. Hay quienes pudieron “servirse” del evento artístico y social. Algunos vecinos del predio rural La Colmena, donde tuvo lugar el concierto el pasado sábado 11 por la noche, no dejaron pasar la ocasión de hacerse de algunos billetes. Así, transformaron los portones de sus garajes en improvisadas despensas, y ofrecieron todo tipo de servicios cobrando por las distintas prestaciones. Algunos cobraban por recargaban la batería de celulares, otros cuidaban mochilas y los más atrevidos, vendían bebidas alcohólicas sin tope de horario. Otros, en tanto, no hicieron grandes negocios y, por el contrario, se quedaron con stocks de latas de cerveza y kilos de chorizos frescos.

La anarquía previa y post recital generó un daño en la imagen de la ciudad difícil de cuantificar. Uno de los “actores” que se considera más afectado, según él mismo afirmó, es el productor de eventos César Saldain, quien se hizo conocido meses atrás en Azul por haber estado al frente del show que dio en el Hipódromo local el puertorriqueño Ricky Martin, una puesta en escena de impecable factura, según rememoran pasados varios meses algunos de los espectadores que asistió.

El sábado, como tantos miles de olavarrienses, Saldain presenció el recital del Indio. Estuvo en la parte del fondo del predio, cerca de la puerta, aunque según afirmó en declaraciones a este diario se retiró anticipadamente por considerar que había un descontrol que podría derivar en situaciones complejas, cosa que finalmente sucedió.

(El Indio) Paró veinte minutos el show pero no se sabía por qué. De todos modos, como había tanta gente yo algo feo es como que preveía, me fui. Cuando llegué a casa, me empecé a enterar de los muertos. Está todo el mundo conmocionado, dolido y asombrado por todo lo que pasó. Fue algo terrible”, expresó el productor de eventos.

Tras mencionar que “junto conmigo se iba mucha gente”, Saldain confirmó lo dicho a este medio por otros asistentes al recital en el sentido de que “entró toda persona que quiso”. “No hubo ningún control. No hubo corte de entradas ni nada. Estaban liberadas las puertas y todo el mundo podía entrar. No hubo ningún tipo de cacheo”, detalló.

Consultado acerca de las irregularidades desde lo organizativo, sostuvo: “Lo supe desde el primer día que anunciaron el espectáculo porque un lugar así, casi en el medio de la ciudad, a poquitas cuadras del centro, ya incomodaba a todo vecino. Uno se podía dar cuenta, con lo que había sucedido con recitales anteriores, que iba a haber más de 200.000 personas y eso era el doble de (la población de) Olavarría. No era el lugar apropiado para hacer el espectáculo. Si a esos 200 o 300.000 de los que se hablaban se le agregaron 200.000 más, estamos hablando de que tuvimos muchísima suerte que no haya sido una catástrofe. La productora jamás dijo que estaban agotadas las entradas y por el contrario fomentó que vinieran, que iban a conseguir, y la Municipalidad no hizo respetar la habilitación que ellos mismos dieron. Bomberos de Azul habilitó para 155.000 personas”.

En cuanto a la masividad de gente en la ciudad, sostuvo que “eso se sabía de entrada; sólo había que esperar que pasara. Vino mucha gente ‘manejable’ en número hasta el viernes inclusive. Desde el viernes a la noche hasta el sábado, fue una locura pero no hubo desborde”. “Cuando tenés una capacidad (limitada), tenés que hacerla respetar; ahí está el error de la producción y del Municipio. No hicieron respetar la cantidad de gente que podían meter por avaricia, angurria; básicamente por querer seguir vendiendo entradas. Es el ‘abc’ del productor: ¿cómo vas a vender más entradas de las que tenés habilitadas…?”, inquirió.

El concepto sobre el vocalista

Saldain advirtió que, dentro de todo lo terrible que sucedió, fue atinada la decisión del Indio de seguir adelante con el show a poco de ocurrida la primera avalancha.

Cuando se le mencionó de versiones que indicaban que, a una hora del comienzo del recital, había fans que venían con mucho retraso pero que igualmente iban a llegar a Olavarría, señaló: “Ese fenómeno se provoca por no decir que las entradas estaban agotadas”.

“Se podría haber cambiado el lugar o directamente suspender el show, pero no podés dejar venir a toda la gente. Es un problema muy grave y compartido entre un montón de personas. Esto es un problema de todos; también del público. Un público por demás alcoholizado, drogado, y hablo en general, no de todos”, agregó.

El productor olavarriense aseguró que “acá hubo zona liberada de venta de alcohol. No hubo ningún requerimiento ni control de nada. Se podía vender cualquier tipo de mercadería a cualquier hora. Nunca vino AFIP, nunca vino ARBA,  nunca vino el Ministerio de Trabajo. Se veía poca policía porque dicen que, por contrato, la productora pedía que la policía estuviera lejos del lugar. Es como una ciudad tomada y los que vivimos en Olavarría lo sufrimos de alguna manera y todo el que vino al recital también porque se han pasado momentos de mucha tensión y de mucho nervio”.

Nunca se lo consultó

Saldain lamentó que, habiéndoselo podido consultar para tener una opinión respecto de las condiciones en las que debería hacerse el recital del Indio en Olavarría, jamás nadie lo llamó. El entrevistado, según mencionó, tiene en su haber la organización de tres recitales que Callejeros luego de la tragedia de Cromagnon, y de presentaciones de La Renga, y “jamás se vendió alcohol dentro de los recitales”.

“Hice lo que corresponde por ley; es una locura no hacerlo porque por ley está prohibida la venta de alcohol en el predio y en las adyacencias. Que es muy difícil controlarlo, es cierto, pero acá se fomentaba que se pongan puestos de venta de bebidas. Es increíble. Con tanta gente incitada y con alcohol y drogas imaginate…por eso digo que salió barata esta fiesta. Podría haber sido mucho más trágico”, enfatizó.

“Nunca está de más conocer los consejos y las experiencias de otras personas. Yo hace 25 años que estoy en el rubro y nunca me llamaron ni para consultarme alguna opinión o sugerencia que, con gusto, la hubiese dado. Se creyeron autosuficientes y le salió muy mal, lamentablemente para todos”, consideró.

Admitió, ante una consulta puntual, que le llamó la atención que la productora haya tenido tantos yerros “porque no es gente que haya empezado ahora”. “Cuando vi el armado de una ‘caja’ con una sola salida, me di cuenta que esto no tenía ni pies ni cabeza; no había escapes ante cualquier cosa que pasara”, acotó.

Un desatino tras otro

“Hubo una grosería tras otra. Ellos tenían previsto que iban a quedar personas acá, eso pasa en todos los recitales y la Municipalidad había dicho que tenía micros; resulta que pusieron camiones y los llevaron y los dejaron en Azul a los estuvieron en los saqueos”, señaló acerca de las imágenes que este medio publicó en la edición del lunes y con un video que se viralizó y fue reproducido por medios y programas televisivos nacionales.

Entre lo positivo para rescatar, que no es mucho, el productor dijo que “a la gente de Olavarría hay que felicitarla por lo solidaria que es, porque ha quedado cantidad de pibes dando vueltas que no tenía cómo cargar los celulares ni comida ni ropa, y la comuna brilló por su ausencia cuando ellos tendrían que haber prestado ese servicio”. “Las sociedades de fomento, sociedad italiana, la Facultad de Medicina y demás; todos ellos se encargaron de atenderlos. El Municipio estuvo demasiado flojo; demasiado mal para un acontecimiento monstruoso, diferente”, explicó.

Saldain cuestionó el desapego a normas legales elementales, como la conocida restricción para la venta de bebidas alcohólicas después de la hora 21, con excepción de bares, restaurantes y afines.

“Acá se estaba cumpliendo muy bien, no sólo con este gobierno, la restricción de la venta de alcohol después de la hora 21 y ellos mismos fogoneaban para que vendieran en cualquier horario. ¿Con qué cara van a ir a pedir ahora cuestiones bromatológicas, que no se venda alcohol después de las 21…? El intendente está en una situación demasiado compleja para mi gusto”, mencionó.

Desidia y descontrol

A ojos del entrevistado, la costará bastante a la comunidad olavarriense sobreponerse al duro traspié que tuvieron, básicamente a partir de las secuelas negativas que dejó el recital del Indio, comenzando por las personas que perdieron la vida.

“Es toda una desidia. El Ministro de Seguridad que ha venido a la ciudad ha declarado el estado de emergencia; palas buscando cadáveres, buzos tácticos buscando en el arroyo. La verdad es que tenemos una tristeza enorme. Estamos todos muy tristes y al mismo tiempo, conmocionados. Es increíble que esté pasando esto acá”, señaló.

Un párrafo aparte le dedicó Saldain a aquellos padres que ingresaron en el predio La Colmena con criaturas que quedaron a merced de una tragedia.

“La culpa es de todos también. Madres inconscientes llevando pibes, changuitos. Hay una ley que dice que no se permite el ingreso de embarazadas ni de menores de tres años. Había que cumplir las reglamentaciones. Nada más, y usar el sentido común. Acá no se utilizó nada de eso. Pero además te digo: podía entrar yo con una Itaka que nadie controló nada. Una locura y una desidia total. Mis hijos fueron al recital, yo estuve con mi novia, con su hija y es difícil pensar que podría habernos pasado cualquier cosa a los que estábamos ahí”, aseguró.

“Es carrera terminada la de Solari”

Preguntado César Saldain, como espectador y productor de shows musicales, sobre el rol que tuvo Solari en plena batahola, afirmó: “El Indio es muy responsable”.

“Con toda la plata que se lleva ni siquiera se calentó por poner un micro para toda la gente que quedó en una ciudad a la cual vinieron a ver su recital. Es un ídolo de cartón para mí; no existe. La verdad que tristísimo lo del Indio Solari. No dio una señal positiva para su gente, gente que hace kilómetros y kilómetros. Hoy (por el lunes) hablé con gente de Tierra del Fuego y de Orán –Salta- y él fue indiferente, no demostró nada. No devolvió nada de todo el cariño que la gente le dio”, amplió.

Y cuando se le consultó si consideraba que este punto fue el final de la carrera del artista, respondió: “Ojalá. Ojalá porque es inimaginable y al tipo lo único que le importa es la plata. Para mí es carrera terminada la del Indio Solari”.

“Luego de Cromañón, las exigencias pasaron a ser muchísimas; algunas hasta ridículas para poder hacer un espectáculo y por eso uno, que es productor, está triste. Para sacar permiso para hacer un recital, me imagino la cantidad de cosas inapropiadas que van a pedir…A mí, como productor, nadie me tiene que decir lo que tengo que hacer. Tenés que trabajar en sentido común y ser un tipo honesto. ¿Me habilitan para cierta cantidad? Bueno, cierta cantidad entran. No más. Es sentido común que no fue aplicado en ningún momento ni lugar”, sentenció.

De la misma manera consideró que, a la luz del resultado que dejó el evento, “que paguen los que tienen que pagar”.

“Murieron dos personas y quizás haya más muertos. Lo primero es que se haga justicia y que caigan los responsables que tengan que caer”, concluyó.

capsulas-pc


anunciate01_PCh

Nuestros Sponsors

Chillar Maderas-BricoWood

Moringa Oleifera

CEAL

CLAPo

BricoWoodCuadros

Concejo Deliberante de Azul

102.7 FM Radio Ilusiones
Clasificados Chillar

Recital del Indio en Olavarría

  • Las autoridades de Olavarría habilitaron un teléfono de información para familiares y amigos, es de la Dirección médica de Olavarría: 02284 44 0800 Int: 2203 o 2205

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

HereLa
Una  Fiesta es tal solo si está Garantizada La Seguridad de Todos los Protagonistas
Difícil pensar que esto no pueda suceder en tales condiciones. Nunca se termina de aprender, lamentablemente. Por normas de Seguridad, y de Higiene, NO deberían permitirse este tipo de eventos si el Predio no tiene delimitado, como se debe, el espacio, FILA por FILA y con los suficientes corredores por donde puedan acceder fuerzas policiales y de socorro y para que la gente pueda ir al baño sin problemas o salir del predio cuando lo necesite o si se siente descompuesta. En fin, ¡Ante Todo Tiene que estar GARANTIZADA LA SEGURIDAD de las personas y después si a disfrutar, porque la Fiesta no es tal si termina en tragedia! ¿Ahora, por qué suceden estas cosas? Quizás para que todas las partes aprendan sus lecciones (que hay para todos) y logren decir “Nunca más”. Estas cosas a menudo marcan un Antes y un Después.
Portal Chillar

El impresionante video del “pogo más grande del mundo” en el recital del “Indio” Solari

Este jueves circularon imágenes inéditas grabadas desde la parte superior del escenario donde se puede apreciar en casi toda su dimensión cómo lucía La Colmena

El Popular, Policiales

La fiesta del Indio terminó con saldo trágico de dos muertos

El show que se esperaba como una gran fiesta terminó de la peor manera al conocerse que hubo accidentes con desenlace trágico.

El show comenzó cerca de las 22 pero debido a la gran cantidad de público que asistió a La Colmena hubo que parar el concierto para sacar a personas desmayadas o alcoholizadas.que estaban aplastando a otros en la parte delantera del campo. “Son siete tipos que están rompiendo las pelotas. Alguien tiene que ir a sacar a esos boludos”, dijo Solari parando el recital en apenas el tercer tema cuando solo habían pasado 20 minutos. Luego pidió: “Prendan las luces, por favor” y reclamó la intervención de Defensa Civil.

Al finalizar el recital se conoció dos de los accidentes ocurridos habrían tenido un desenlace trágico por asfixia o aplastamiento.

Son dos los fallecidos en el recital

El Popular junto a medios de todo el país aguardó en tensa espera que datos oficiales del lamentable saldo del recital confirmaran que son dos las víctimas.

 Una de la s víctimas en el Hospital Marcelo Keheler – El Popular

Si bien versiones de distinta índole especialmente en redes sociales hablaban de 5 a 7 víctimas fatales, solo hay dos pérdidas confirmadas aunque no sus identidades si bien se pudo saber que son dos hombres, uno es de 41 años de Los Polvorines en Gran Buenos Aires.

Dado la gran cantidad de asistentes de todo el país las primeras informaciones llevaron intranquilidad, sin embargo más allá de versiones de diversa índole,  a las 4,10 de la madrugada del domingo la información oficial respecto de la cantidad de víctimas fatales afirma que son dos, aunque no de los heridos que resultaron como consecuencia del colapso humano en el predio La Colmena.

Esta inquietud y angustia de familiares de asistentes al recital se agrava ya que las líneas celulares están totalmente colapsadas.

En principio se pudo saber que dos personas fallecieron aunque no está muy claro todavía las causas de cada uno de ellos.

Las versiones recogidas extraoficialmente en principio por cronistas de El Popular tanto en el Hospital como otros referentes de la salud, hablaban de que al terminar el desalojo del predio podrían confirmarse algunos otros casos. Nada eso ocurrió y tampoco se dio información de heridos graves por aplastamiento o asfixia.

El Popular, información General

La Colmena colapsó y la gente lo pagó caro

El predio elegido para presentar el mega recital del Indio Solari parecía inmenso en la previa.

Mucho se discutió desde que se conoció la decisión si era el lugar apropiado por la ubicación a tan solo 15 cuadras de la plaza y apenas cruzando la calle de un populoso barrio residencial. Nunca apareció como tema el espacio físico, “la sala” en la jerga de las organizaciones de espectáculos, donde albergar la muchedumbre que esperaban.

Es que esta es precisamente la información más valiosa y que define el éxito de una organización de un evento, proyectar la asistencia y armar el show en consecuencia.

En los días previos los productores de éste se encargaron reiteradas veces de tratar de bajar las expectativas de los fanáticos que presagiaban el pogo más grande de la historia.

Argumentaron una y otra vez que para ellos no había nada que les hiciera pensar que se superaría con holgura la cifra de 180.000 ricoteros que estuvieron el año pasado en Tandil.

Llegaron incluso a desmentir la cifra publicada por El Popular ( obtenidas de buenas fuentes ) que afirmaba que a 10 días de recital ya había casi 100.000 entradas vendidas.

Era tal vez el momento para recalcular, y tomar las medidas de precaución que las arengas buceadas en las redes de los fanáticos ofrecían como alertas.

Lo cierto y real es que las presunciones de este medio basadas en las expectativas expresadas en dichos espacios de fans no solo se cumplieron sino que se duplicó.

Las cifras reales de asistentes son inciertas ya que no hubo información oficial, ni por parte de los organizadores, ni la policía, ni el Municipio. Según la superficie del predio se manifestó que permitiría albergar más de 300.000 asistentes, pero como se esperaban entre 150.000 y 200.000 sobraría lugar.

Al final el predio colapsó, varios minutos antes del comienzo del show el espacio estaba totalmente ocupado, la gente buscaba cualquier lugar para ver algo y se apretaba mucho más de lo habitual. Sin embargo a las 21,50 cuando suena “Barbazul vs el amor letal” primer tema del recital, una marea de gente todavía se agolpaba sobre la Av. Avellaneda desde Rivadavia hasta Lavalle, punto de la primera entrada y debían recorrer más de 300m hasta poder ver algo de lo que sucedía en el escenario.

Fue el momento de la primer oleada, la gente se desesperó y pretendieron entrar todos juntos. Corridas, empujones, gritos, cambiaron de golpe un clima que hasta ahí era pura fiesta. Tal vez no se observó desde adelante, pero presionó al público ya apretado hacia el centro del predio y fue tal vez la génesis de lo que 20 minutos más tarde sería la primer interrupción por parte del Indio.

Cuántos finalmente entraron, probablemente no sepamos nunca con certeza pero seguramente nadie de los presentes había visto antes tanta gente junta. Fuentes policiales que tenían como referencia el anterior show en Tandil dijeron extraoficialmente que parecía que había el doble de gente, o sea cerca de 350.000 personas.

Algunos otros policías asignados al lugar de la puerta de entrada expresaban su preocupación por la gran cantidad de gente que faltaba ingresar cuando el lugar parecía estar completo y arriesgaban en tono coloquial que la asistencia superaría los 400.000, de todos modos mucho más de lo para cual estaban preparados.

De lo que no hay dudas es que nada funcionó, ni el espacio, ni los tiempos ni la información fue la apropiada, así dadas las cosas el colapso era inevitable y ni el pedido desesperado de el Indio para aplacar la euforia alcanzó.

La enorme cantidad de gente que vino a Olavarría con ánimo de fiesta se va triste, desolada y para colmo quedaron dos víctimas. Alguien tendrá que explicar porqué no estuvo la información apropiada.

El Popular

Qué dijo el Indio cuando vio lo que pasaba

El Indio Solari paró el recital durante 20 minutos pidiendo a la gente que levantara a unas personas caídas. Desde allí el recital no fue el mismo y al cantante se lo notó muy preocupado, aunque sin saber con certeza qué había ocurrido.

 
 Tal fue el nerviosismo del cantante que en cuatro oportunidades pidió a la gente que dé espacio para atender a los desmayados e insistió con la presencia de Defensa Civil

En otro momento Solari se dirige al público; “Por favor, córranse un poco que hay gente caída, ese es el problema, están pisando gente caída”. Visiblemente nervioso y señalando a los más cercanos: “Córranse un poquito para atrás, los que están ahí para que podamos retirar a los que están ahí. Vamos a hacer una cosa, así podemos quitar a esos dos que están caídos para atenderlos y podemos continuar con el show. Por favor tengan cuidado, habíamos quedado en eso.

TELAM, 12/03/2017 OLAVARRIA

Confirman dos muertos y heridos en el megashow del Indio Solari

Una avalancha se registró en el recital que ofreció en la noche del sábado el Indio Solari en la localidad de Olavarría.

*******************************************************************************************************************************************************

El Indio Solari en Olavarria: todos los temas de su regreso a los escenarios

En total, fueron 19 las canciones que sonaron en el Predio Rural La Colmena, ante más de 200 mil personas

LA NACION, DOMINGO 12 DE MARZO DE 2017 • 01:51
El Indio Solari y un recital histórico en Olavarria
El Indio Solari y un recital histórico en Olavarria. Foto: Agustín Marcarian
 

A un año de su último recital en Tandil, el Indio Solari regresó a los escenarios en Olavarría, frente a más de 200 mil personas y con un setlist que buscó un equilibrio entre su trabajo solista y los infaltables clásicos Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota.

Aquí, la lista de las 19 canciones que sonaron en el Predio Rural La Colmena:

1- Barbazul vs. el amor letal

(Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

2- Ropa sucia (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

3- Héroe del whisky (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

4- Etiqueta negra (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

5- Babas del Diablo

6- A los pájaros que cantan sobre las selvas de internet

7- Habia una vez…

8- A la luz de la luna

9- Pedía siempre temas en la radio…

10- Las increíbles andanzas del Capitán Buscapina en Cybersiberia (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

11- Esa estrella era mi lujo (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

12- Todo preso es político (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

13- Flight 956

14- Todos a los botes!

15- Te estás quedando sin balas de plata…

16- To Beef or Not to Beef

17- El charro chino

18- Nuestro amo juega al esclavo (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

19- Jijiji (Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota)

El Indio Solari en Olavarría: “No podíamos salir, no había cómo moverse, era imposible abrir el paso”, contó una de las asistentes al show

Daniela Giannatasi estuvo anoche en el recital y aseguró que había gente con crisis de nervios y nenes que gritaban a upa de sus padres

La producción del Indio decidió “no hacer declaraciones”

Galli y el show del Indio: ”La Justicia determinará las responsabilidades”

Desvalijaron un comercio del sector

Enfrentamientos entre manifestantes  y personal policial frente a la Terminal

Exclusivo: el contrato que la municipalidad de Olavarría firmó con la productora del Indio Solari

Según el documento, el intendente de la localidad, Ezequiel Galli, colocó al municipio como “fiador” del predio en el que se realizó el recital.

#IndioEnOlavarría: un negocio millonario en el que la codicia y la improvisación fueron de la mano

En el trágico recital del Indio Solari todo funcionó mal: desde el sonido y la logística hasta, principalmente, la seguridad. El riesgo de bajar costos sin prever las consecuencias

Difunden listado de personas varadas en la Escuela de Salud

La Escuela de Ciencias de la Salud lleva adelante un esfuerzo humanitario enorme, al igual que otras instituciones de la ciudad. Al menos un centenar de personas se encuentran en el lugar.

INDIO EN OLAVARRÍA: INFORMACIÓN DEL HOSPITAL PINTOS DE AZUL

Recital del Indio Solari: Se podría reclamar la devolución de la plata de las entradas

Sergio Mohadeb, abogado y creador de Derecho en zapatillas contó cómo realizar el reclamo.