Niegan falencias edilicias y falta de insumos en el hospital chillarense

Niegan falencias edilicias y falta de insumos en el hospital chillarense

Horacio Chiarelli habló ayer con EL TIEMPO respecto de cuestiones que están en la agenda del Concejo Deliberante. El funcionario admitió, en tanto, que hay vacantes en distintas áreas del centro de salud por cubrir, y que el estado del camino a 16 de Julio no es el ideal, pero que está transitable. Cerca de cumplir cuatro años al frente de esa función, Chiarelli hizo un breve balance de su gestión.

El delegado municipal de Chillar habló sobre los inconvenientes que tiene el hospital “Horacio Ferro”
DOS TEMAS QUE ESTÁN EN LA AGENDA DEL CONCEJO DELIBERANTE
Informe completo Diario El Tiempo Azul 29-03-2019
El funcionario reconoció falta de personal en algunas áreas, pero negó –a instancias de lo que le informaron directivos y trabajadores de ese efector- que haya problemas con insumos o con los techos de la edificación.
Horacio Chiarelli está camino a cumplir –en el mes de diciembre próximo- cuatro años al frente de la delegación municipal en la vecina localidad de Chillar.

Ayer, EL TIEMPO habló con el funcionario para consultarlo respecto de dos cuestiones inherentes a esa población que formaron parte del tratamiento de las últimas sesiones ordinarias del Concejo Deliberante.

Una de las situaciones tiene que ver con diferentes inconvenientes que estaría afrontando el Hospital Municipal “Horacio Ferro”, y la otra con el estado del camino vecinal que une Chillar con 16 de Julio, sobre el cual se había estado realizando un arreglo “de fondo” en los últimos meses, de acuerdo con la información oportunamente emanada del Municipio.

Respecto de la primera cuestión, Chiarelli sostuvo que el miércoles estuvo conversando con el director del nosocomio, Dr. Andrés Villa, quien negó que haya problemas con los techos, circunstancia que también corroboró el trabajador comunal que está a cargo del mantenimiento edilicio del centro asistencial chillarense.

También desmintió versiones sobre una falta de insumos hospitalarios.

En cambio, el responsable de la Delegación admitió falta de personal en distintas áreas del hospital, a la vez que enumeró las razones que originaron tales situaciones.

“Tenemos tres enfermeras menos, tres mucamas menos y una trabajadora menos en el lavadero”, dijo inicialmente Chiarelli.

Consultado sobre las razones de esa carencia, indicó que “es porque hubo renuncias de personal (dos enfermeras, mientras que una tercera falleció); las mucamas han renunciado dos y después tenemos mucama que se jubiló. Algunos alejamientos son por cuestiones familiares, otros porque tuvieron mejores ofertas de remuneración en otros empleos; y otros por traslados familiares a Olavarría”.

Recordó que, con el techo del establecimiento sanitario, se hizo el trabajo de colocación de membrana hace unos años y que, de ahí en más, jamás se produjeron filtraciones.

“Así me lo informaron tanto el director del Hospital como el empleado que está a cargo de mantenimiento y en el tema de insumos no hay problemas; está bien”, recalcó Chiarelli.

Percepción personal

El Delegado Municipal chillarense aseguró que, en líneas generales, “la localidad está bien”.

“Estamos complicados un poco con el tema caminos. Yo estoy trabajando en el camino La Nutria-Chillar y camino a 16 de Julio. Estamos complicados con la herramienta y, con lo que tenemos, vamos trabajando”, agregó.

Ahondó sobre el reclamo respecto del estado del camino a 16 de Julio, al afirmar que “no es tan malo como se comenta”.

“Hace tres años en el camino a 16 de Julio había tantos pantanos que impedían el tránsito. Hoy no está como caminos que hay en otros partidos, pero está en condiciones”, aseguró.

“Había problemas con el camino de Chillar a 16 de Julio. Se hizo (a principios de este año) un trabajo de retro en la cuneta que hacía 30 años que no se hacía. Recorrí el sector el mismo día de lluvia y ese problema ya no lo tenemos. Hay mucha corriente agua y tiene que estar liberada la zona para que el agua escurra pero Chillar no tiene problemas de anegamientos”, amplió.

Problemáticas de fondo

En otro orden, el Delegado Municipal lamentó que –en sintonía con un contexto generalizado a nivel país- es notoria la falta de fuentes laborales que tiene la localidad.

“Mucha gente se anota buscando trabajo, sobre todo mujeres”, expresó, para señalar que la comunidad chillarense depende mucho del pasar que tenga la actividad agropecuaria.

Precisó que la única posibilidad de apertura de una fuente laboral que se avizora pasa por la reapertura del molino, que llegado el caso podría emplear a unas cinco personas.

“Después de eso, siendo el campo no hay otro medio de trabajo”, manifestó.

Sabido es que en los alrededores de Chillar se sitúan varios tambos, pero esa actividad viene afrontando desde hace varios años una notoria falta de rentabilidad.

SIN VACACIONES

Horacio Chiarelli lleva tres años y medio al frente de la Delegación chillarense.

“Pienso que estamos bien con la gente de la localidad. Trabajo todos los santos días. No he llegado un solo día tarde ni he tomado vacaciones. Chillar es muy familiero y a la gente la recibo tanto el sábado como el domingo, y me llaman a cualquier hora”, describió el funcionario, para asegurar que en la actualidad existe una cobertura de “todos los servicios”.

Cuando se lo consultó acerca del movimiento popular que propiciaba la independencia de Chillar, a fin de escindirse del Partido de Azul, Chiarelli advirtió que “aparentemente la gente está más conforme con esta gestión municipal y es como que el tema no se ha vuelto a tocar”.